Carlos Estrada, director del Sena y Milton Beck, director regional para América Latina de LinkedIn. Imagen tomada de microsoft news

Después de permanecer cinco años en España, haciendo una maestría en innovación y negocios, Miguel Pacheco Sáenz regresó a Colombia para dedicarse de lleno a Lucy Sodas, bebidas 100% naturales y colombianas.

Lucy, es una bebida carbonatada, deliciosa y refrescante, pero además, 100% natural. Lucy nos muestra (pero sobre todo nos hace sentir) que cuando tomamos algo sin preservantes, ni saborizantes, ni azúcares agregadas, nos alineamos con la naturaleza y podemos disfrutar, sin límites, sin reparos, sin culpas, de una explosión única de frescura. Así se describe esta bebida en su página web Lucy Sodas que está siendo furor en algunos barrios de Bogotá como lo son Chapinero, Usaquén y Chicó, pues es allí donde la marca ha comenzado a mostrarse, sin embargo, esperan llegar a otras zonas de Bogotá como lo es La Candelaria y La Soledad.

Miguel Pacheco, fundador de Sodas Lucy, lanzó su marca de gaseosas naturales con mezclas de frutas y aromáticas colombianas a finales de 2017. Como suele ser con los emprendimientos enfrentó retos de producción y resistencia a la innovación. Al principio los aliados en la producción pusieron cara de asombro cuando se planteó mezclar frutas como feijoa y lulo, con infusiones de cidrón. Sin embargo, el crecimiento de la apuesta muestra por qué una marca que nació del proyecto de emprendimiento de un profesor de diseño, ya generó interés entre inversionistas.

El mercado de Lucy sodas en Colombia

Dentro del mercado de las bebidas en Colombia, el 59% corresponde a las gaseosas y el 10% es de jugos, segmentos que están en manos de grandes compañías. En promedio, cada colombiano gasta $178.000 en gaseosas al año de acuerdo con cifras de Euromonitor. En este contexto, Lucy Sodas hace parte de las firmas alternativas que van tras una participación en ese mercado.

Lucy sodas por ahora distribuye en Bogotá y posteriormente estarán en otras ciudades del país con esta nueva propuesta, un producto con un profundo respeto por los sabores naturales y refrescante a la vez, que ya cautiva a quienes los han probado, por su combinación de frutas, aromáticas y gas.  En los 11 meses de operación que llevan esperan cerrar el primer año de ventas en 80 millones de pesos aproximadamente comercializando unas 3.000 unidades al mes con un precio por unidad de COP $5.500. Los sabores que presentan son:

Lucy Roja

Agua carbonatada con pulpa de mora, pulpa de ciruela, pulpa de fresa, pulpa de limón e infusión de menta recién cosechada.

Lucy Verde

Agua carbonatada con pulpa de feijoa, pulpa de lulo, pulpa de limón, pulpa de cidrón recién cosechado.

Lucy Dorada

Agua carbonatada con pulpa natural de mango, pulpa natural de gulupa, infusión de limonaria recién cosechada.

El empresario, Miguel Pacheco, habla del esfuerzo para vincular a las comunidades como proveedores, especialmente, de la fruta procesada. “La entrega en esta fase nos conviene porque se ahorra de manera importante una parte del proceso de producción y a los productores les permite recibir mayores beneficios económicos en la cadena de valor. La idea es crecer de manera conjunta con la ampliación de la cadena productiva”, comenta Pacheco.


 

Para ver todas nuestras publicaciones ingresa aquí.

Si te gustó este post, no olvides dejar tu comentario en la parte inferior y suscribirte para más información relevante.

Ayúdanos con tu donación ingresando aquí.